El gobernador se refirió a la violencia en los barrios