PuriFungi crea ceniceros hechos de hongos y colillas para ayudar el ambiente

Cada colilla contiene 4.000 tóxicos y tarda 15 años en descomponerse. La diseñadora Audrey Speyer mezcla colillas con paja y cáñamo impregnados con esporas de hongos para acelerar este proceso. Además, los ceniceros grandes contienen unas 150 colillas.