Las mujeres que no dejan hundir la paz en el norte del Cauca

Clara Cerón, Sandra Peña, Ruby Bambagüé y María Ovidia Palechor han vivido las consecuencias de alzar la voz en el departamento más peligroso para defender los derechos humanos. Ahora, velan por el cumplimento del Acuerdo de Paz en su región y son las guardianas del PDET. Un proyecto del Centro Latinoamericano para el Desarrollo Rural (Rimisp), la Javeriana de Cali y la Fundación Avina las han formado para tener más incidencia en la construcción de paz.